La Plata
Lunes 23 de enero de 2017
Facebook Twitter WhatsApp
T 27.2°H 80%

“A mi hermano lo balearon. Si la Policía no encuentra a los ladrones, los voy a buscar yo”

Una persona de 33 años pelea por su vida luego de recibir un impacto de bala que le perforó un pulmón, rozando su corazón. Ocurrió en San Carlos, tras un robo. Su mujer dará a luz en los próximos días

Está a pocos días de ser padre y ahora pelea por su vida; se trata de Pablo José Berón que fue baleado ayer a la madrugada durante un robo perpetrado en 133, 49 y 50. 

La víctima, de 33 años, se encontraba deambulando con su bicicleta por el lugar cuando fue sorpredida por dos delincuentes que la asaltaron y, sin mediar palabras, le efectuaron un disparo que le perforó el pulmón y le rozó el corazón.  

Según el parte oficial, el hecho se conoció luego de una denuncia efectuada por vecinos que vieron el cuerpo tirado sobre la vereda. Personal policial se hizo presente en el lugar y comprobó la veracidad del llamado. Si bien el afectado se econtraba en grave estado de salud, pudo decir su nombre y apellido. También contó que le habían efectuado un disparo de arma de fuego por la espalda y que dos masculinos le habían sustraído una bicicleta.

Ante la tardanza de la ambulancia fue el mismo personal policial quien se encargó de realizar al traslado hacia el Hopsital Italiano donde fue intervenido debido a que la herida le provocó neumotórax.

El violento episodio ocurrió pese a que en la ciudad hay varios operativos que se están llevando a cabo en la actualidad. Recorriendo las calles se encuentran el Comando, la Policía Local, la Federal, la Metropolitana, Gendarmería, Prefectura y personal aeroportuario. Sin embargo, el delito continúa.

El relato de la familia

Este medio se hizo presente en 145 entre 56 y 57, lugar donde vive la víctima en una humilde casa junto a su familia. Allí, fue Joaquín Berón, hermano del damnificado quien brindó su testimonio acerca de lo ocurrido:  “A mi hermano le quisieron robar la bicicleta y le pegaron un tiro por la espalda con un arma calibre .22. Tiene un pulmón pinchado y la bala le tocó la punta del corazón. Le hicieron dos cirugías y las pudo superar pero sigue en estado crítico”.

No obstante, en cuanto al hecho y la causa en sí, comentó: “Pablo es una persona trabajadora, no tiene problemas con nadie así que no se trata de un ajuste de cuentas si no de un robo como ocurren todos los días. Además va a ser papá dentro de poco y lo quiere todo el barrio” y luego continuó: “Hay cámaras de seguridad en el lugar pero no se puede ver nada”. 

Por otra parte, con una mezcla de tristeza e indignación aseguró: “Si la Policía no encuentra a los delincuentes los voy a encontrar yo. Mi otro hermano se enteró de algunos datos sobre dónde pueden estar pero vamos a esperar a que actúe la Justicia”

Para cerrar, deslizó: “Este tipo de casos estamos acostumbrados a verlos por televisión y ahora nos tocó a nosotros, así que estamos todos muy mal. Espero que mi hermano pueda ver a su hija cuando nazca en una semana”.