Conmoción y reclamo vecinal por adolescente baleado en El Palihue

La policía intenta dar con los responsables, y los vecinos están preocupados por la frecuencia de los sucesos violentos en la zona.

Fuentes informaron de una brutal balacera generada durante la noche del miércoles en sector de El Palihue. Allí, un adolescente de 14 años terminó con un disparo en la cabeza que no lo mató de milagro. La policía intenta dar con los responsables, mientras que los vecinos del área y barrios linderos mostraron su extrema preocupación por la frecuencia de sucesos violentos en la zona.

Como este medio informó la jornada pasada en exclusiva, un chico de 14 años fue baleado en el marco de un enfrentamiento en 600 y 122 y debió ser trasladado al Policlínico San Martín.

Se salvó porque el plomo rebotó en el cráneo y salió. Solo sufrió una lesión en el cuero cabelludo” contó un vocero. El menor fue dado de alta y según los lugareños, poco después, fue visto nuevamente en las calles del barrio y armado. La justicia busca determinar por estas horas si el autor del disparo no fue un familiar del propio damnificado, identificado con la banda rival.

En tanto, trascendió que también hubo un nuevo enfrentamiento. Este en 600 entre 121 y 122, y dejó un herido con un balazo en la pierna, aunque el incidente fue desmentido por la policía.

Sí hubo tres aprehendidos en 121 y 600 pero por otro motivo, aunque relacionado al ataque del miércoles. Tiene como protagonistas a dos familias de la zona. Se supo que mientras personal de la comisaria Decimosexta estaba en el área de forma encubierta investigando un hecho, varios sujetos comenzaron a disparar en forma intimidante a la vivienda de una mujer de 39 años, quien estaba fuera de su casa. Los agresores ingresaron luego a la propiedad y se apoderaron de elementos de valor. En ese momento intervinieron los numerarios, quienes a su vez obtuvieron registros fílmicos del suceso como evidencia.

Finalmente, se logró la captura de dos menores de 16 y 17 años. El primero, tenía arresto domiciliario por una causa de robo calificado. El tercero es un joven de 27. Este último tenía en su poder un revólver .38, mientras que al resto se le incautó la réplica de un revólver .22, una webcam, tres relojes y cables pertenecientes a electrodomésticos. Deberán responder ante la justicia por tentativa de robo doblemente agravado, abuso de arma y resistencia a la autoridad.