FUIMOS LOS PRiMEROS EN INFORMARTE

“Sputnik V”: de Rusia, con amor

Tal como anticipó diario Hoy de forma exclusiva en su edición del 29 de julio, el presidente ruso Vladimir Putin anunció ayer que su país fue el primero en registrar de manera oficial una fórmula contra el coronavirus.

Tal como anticipó diario Hoy en exclusiva en su edición del 29 de julio, el presidente de Rusia, Vladimir Putin, anunció ayer que su país logró ser el primero en el mundo en registrar una va­cuna contra la Covid-19. Según afirmó, la vacuna rusa es “eficaz”, ya que ha superado todas las pruebas necesarias y permite lograr una “inmunidad estable” ante el coronavirus. El mandatario, además, se­ñaló que la vacunación en el país se realizará exclusivamente de manera voluntaria.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud (OMS) tomó esta noticia con prudencia y resaltó que el tratamiento primero debe ser sometido a revisión para comprobar su eficacia. Se habla de una precalificación para que la misma sea revisada con más tiempo.

La vacuna rusa Gam-Covid-Vacllevará el nombre “Sputnik V” para el mercado exterior, en alusión al primer satélite artificial que lanzó la Unión Soviética (ver abajo). Se trata de una vacuna que emplea como vector viral el adenovirus humano tipo 26, que es un virus de resfriado co­mún, al que se le ha agregado el gen de la proteína S del SARS-CoV-2.

¿Cómo están viviendo los rusos esta experiencia?

A diferencia de lo que muchos suponen o creen, los rusos y los argentinos tienen muchas cosas en común.

Lejos de la enorme e imponente Moscú, la clase obrera y los campesinos de Rusia viven y trabajan de forma muy humilde, con características similares a la de la clase rural argentina en el interior del país.

Las casas de la clase media conservan la estructura de la antigua Unión Soviética, con amplios espacios y grandes dormitorios, pero con una tecnología intermedia.

En ese contexto, la pandemia produjo el mismo hartazgo y sometimiento que en otras partes del mundo. Así lo reflejó en diálogo exclusivo con diario Hoy, Galina Rumyantseva, una empleada de co­mercio de la ciudad de Niznhi Nóv­gorod, ubicada a unos 400 kilómetros de la capital rusa, en la zona centro este del país.

“Para ser honesta, muchos residentes de Rusia ya están cansados del virus. En mi caso, uso una mascarilla solo para ir al trabajo y en las tiendas donde lo exigen”, comentó esta joven que es fanática de la música de Natalia Oreiro, a quien en Rusia suelen relacionar más con Argentina que con Uruguay.

“La gente está cansada. Sabemos que hay personas que se infectaron, pero hay muchos que mueren por otros virus o enfermedades también. Hay quienes piensan más de esta manera y, como todo, hay otros que tal vez son más extremistas”, co­mentó Galina a este diario.

Además de la vacuna rusa, hay otras, como la del Reino Unido, que está dando sus últimos pasos para ser aprobada. Se viene trabajando en la Universidad de Oxford, y parece una de las más avanzadas.

Seguir leyendo...

De todas formas, no se descarta que en el mes de septiembre se pueda comenzar a importar la vacuna “Sputnik V” que fabricaron los soviéticos, lo que sería muy esperanzador para empezar a resolver muchas inquietudes que están planteadas en nuestro país.

Diario Hoy en su edición del 29 de julio adelantó de forma exclusiva lo que nadie aún te había contado.

Noticias Relacionadas