La Plata
Lunes 26 de junio de 2017
Facebook Twitter WhatsApp
T 23°H 60%
Procedimientos en el country Abril, tres escribanías y en San Vicente

Lavado de dinero: allanan propiedades de presunto testaferro de La Morsa

Quien está en la mira es el empresario tabacalero Carlos Tomeo. Le registraron bienes en el country Abril y le secuestraron cajas con dinero. También revisaron tres escribanías y un campo en San Vicente. Investigan relaciones con el narcotráfico y el negocio inmobiliario

El juez federal de Lomas de Zamora, Federico Villena, ordenó ayer allanar varias propiedades y lotes atribuidos al empresario tabacalero Carlos Tomeo, presunto testaferro de Aníbal “La Morsa” Fernández, según informaron fuentes judiciales.

Las medidas judiciales se tomaron luego de escuchas telefónicas por las que el juez sospecha que Tomeo lavaba dinero del narcotráfico a través de la compra de inmuebles.

Durante el procedimiento llevado a cabo en el country Abril, que estuvo a cargo de la Policía de la Ciudad, se incautaron cajas con cuatro millones de pesos (entre moneda nacional y dólares), una situación que ya había ocurrido en septiembre pasado, cuando por orden de la jueza federal María Servini de Cubría, se hicieron operativos y se halló una suma similar.

La Justicia investiga a Tomeo por una denuncia de la diputada Elisa Carrió debido a una posible evasión de impuestos de 1.000 millones de pesos y otros presuntos delitos. La legisladora acusó al empresario tabacalero como supuesto “testaferro” del exjefe de Gabinete kirchnerista Aníbal Fernández.

Carlos Tomeo era un empresario ignoto hasta que en septiembre de 2016 saltó a la luz luego de un primer allanamiento en su mansión en el country, donde la Justicia encontró $4 millones. 

Los procedimientos también se realizaron en tres escribanías (dos en la Provincia de Buenos Aires y otra en Capital), un campo en San Vicente y las cajas de seguridad atribuidas a Tomeo en una sucursal del Banco Comafi, en Quilmes.

A diferencia del resto, el operativo que se llevó  adelante en el campo “Ana José” lo efectuó personal de Gendarmería Nacional. Dichas tierras fueron compradas por Tomeo en 2011 a una firma atribuida al narcotraficante colombiano Ignacio Álvarez Meyendorff, extraditado a los Estados Unidos en 2013.

Escuchas telefónicas comprometedoras

La venta habría sido gestionada por Ramiro González Warcalde, sobrino del ex procurador general de la Nación, y previamente el bien inmueble estaba a nombre de la firma Fara.

Meyendorff, según la Justicia, para intentar “lavar” el dinero proveniente del narcotráfico, compró varios inmuebles: propiedades en el country Abril (donde habría conocido a Tomeo) y estancias en Chivilcoy y San Vicente, inscribiendo los mismos a nombre de sociedades uruguayas o de la firma Fara.

González Warcalde, investigado en la causa de narcotráfico conocida como Luis XV, tenía su teléfono intervenido y, en el marco de la causa en poder de Villena, se registraron varias conversaciones suyas con Tomeo.

En las escuchas, Tomeo aconsejaba a González Warcalde sobre cómo armar sociedades “fantasmas” para evadir (así lo entiende la  Justicia) el seguimiento de la ruta de lavado de dinero.

También en algunas de ellas aparece el hijo de Meyendorff, Mauricio Álvarez Sarría, a quien González Warcalde, al frente de una empresa de jardinería, le prestaba sus servicios en el country Abril, donde este último habitaba.

Tomeo, dueño de la tabacalera Espert SA, aseguró siempre que nunca supo a quién le compró el campo de San Vicente, por el cual se habrían pagado 1.150.000 dólares.