La Plata
Sábado 27 de mayo de 2017
Facebook Twitter WhatsApp
T 13.5°H 62%

Doble femicidio de Punta Lara: piden la repatriación de los cuerpos

Los hijos de Maruja y hermanos de Shirley se manifestaron ante las fiscalías pidiendo poder enterrar los restos de las mujeres en Perú

Las autopsias a los cuerpos de Maruja Chacón Pérez (50) y su hija, Shirley Cielo Barrientos (15), ya se realizaron, dejando tras de sí resultados impactantes. El presunto femicida fue finalmente aprehendido, luego de haber estado en la clandestinidad durante una semana. El caso parece encaminarse rumbo a su resolución, pero los familiares de las víctimas continúan sin encontrar la paz. En las últimas horas llegaron desde Perú, su tierra natal, hasta nuestra ciudad, para reclamar justicia, exigir la repatriación de los restos y presentar evidencias a la causa.  

Los hijos de Maruja y hermanos de la menor esperan ahora que el juez que lleva la causa les permita trasladar los cuerpos al mencionado país, donde pretenden darle sepultura. 

En diálogo con diario Hoy, una de las hijas de Maruja, Kimberley Barrientos Chacón, manifestó: “Gracias a Dios atraparon a ese desgraciado. Ahora lo único que pido es que me ayuden a repatriar los cuerpos de mi madre y mi hermana. Una vez que esté allá, en Perú, me dirigiré a Presidencia para que podamos sepultarlos como corresponde”.

En relación a Hugo Orlando “El Ninja” Hidalgo (42), el presunto asesino, la mujer contó: “El se presentó como un amigo de mi mamá, diciendo que la iba a ayudar, y le hizo un ofrecimiento de trabajo. No tuvo ningún acercamiento amoroso como calculan los medios”. 

Kimberley también se refirió a un mensaje que Cielo le envió a una de sus amigas en Perú, en el que pedía ayuda: “Recibí como un llamado de atención. En el mensaje, ella lloraba y lloraba, su amiga le preguntaba qué pasaba y mi hermana no paraba de llorar”.

Una amenaza

Por su parte, el otro hermano de Cielo, Hamilton Douglas Barrientos Chacón, manifestó: “Espero de la Justicia argentina se apiade de nosotros y que de la orden para la repatriación, porque en Perú ya está todo listo. Lo único que estamos esperando es la orden de aquí para poder llevarnos nuestros cuerpos”. Y finalizó: “Nos han dicho que no salgamos en la tele, que no nos expongamos, porque sino nos van a matar y a tirar a una zanja”.