8m

Provincia anunció programas para erradicar la violencia de género

En Casa de Gobierno, el Ejecutivo bonaerense anunció la creación de una mesa interministerial que implementará un plan integral para el abordaje de casos críticos. También se conformó un comité asesor de especialistas.

En el marco del Día Internacional de la Mujer, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, junto a la vicegobernadora, Verónica Magario, y la ministra de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual, Estela Díaz, encabezaron ayer por la mañana la firma de convenios de adhesión de los municipios de Quilmes, Cañuelas, Moreno, Presidente Perón y Carlos Tejedor al programa Comunidades sin Violencias.

También se anunció desde el Ejecutivo provincial la creación de un plan integral para el abordaje de casos críticos de violencia por razones de género y la conformación de un comité asesor integrado por especialistas.

Participaron también la ministra de Gobierno, Teresa García; los ministros de Salud, Daniel Gollan, y de Justicia y Derechos Humanos, Julio Alak; el diputado nacional Máximo Kirchner; la diputada nacional Cristina Álvarez Rodríguez; el subsecretario de Formación y Desa­rrollo Profesional del Ministerio de Seguridad, Javier Alonso; y las intendentas de Quilmes, Mayra Mendoza, de Cañuelas, Marisa Fassi, de Moreno, Mariel Fernández, de Presidente Perón, Blanca Cantero, y de Carlos Tejedor, María Celia Gianini.

Comunidades sin Violencia

Comunidades sin Violencia promueve el trabajo coordinado entre la Provincia y los municipios para fortalecer los recursos humanos, técnicos y económicos que intervienen en las políticas de género de cada distrito, al tiempo que busca profundizar las estrategias locales de prevención y salida de las situaciones de violencia por razones de género.

En ese marco, Díaz valoró que “el programa busca llevar las políticas con perspectiva de género a todos los rincones de la Provincia”. “Con una inversión de 500 millones de pesos vamos a profundizar la intervención en cada uno de los 135 municipios, porque es allí donde están las bonaerenses que nos necesitan”, ­sostuvo.

La ministra anunció la creación de 20 oficinas de violencia de género para el abordaje de casos críticos y de alto riesgo, para que cada departamento judicial cuente con una herramienta interministerial e interjurisdiccional para defender los derechos de las mujeres. “También hemos planteado jerarquizar a las trabajadoras de la línea 144, que había sido tercerizada, para que vuelvan a ser empleadas del gobierno de la Provincia”, agregó. Además, anunció que se va a trabajar fuertemente en una campaña comunicacional orientada a la prevención.

Declaraciones

Desde el Salón Dorado de la Gobernación, Kicillof destacó que “con estas medidas estamos buscando dar un salto de calidad en la capacidad de respuesta del Estado provincial ante las violencias por razones de género”.

“Nuestro objetivo es erradicar estas violencias, pero mientras tanto queremos enviar un mensaje muy claro a todas las bonaerenses: no van a estar solas, sabemos que lo hecho nunca es suficiente y por eso vamos a seguir trabajando para profundizar y articular nuevas políticas”, añadió.

Seguir leyendo...

“Ante una cuestión compleja, hemos conformado las estructuras dentro del Estado para que la coordinación necesaria quede plasmada en una mesa interministerial que articulará todos los enfoques”, expresó el gobernador, a lo que agregó: “Las situaciones de violencia no pueden depender de que las víctimas encuentren una ventanilla donde ser escuchadas, el Estado es quien tiene la responsabilidad de brindar una respuesta integral y unificada”.

“Queremos ratificar el enorme compromiso por seguir construyendo cada vez más políticas públicas, más Estado presente y más articulación con la comunidad para acercarnos a la meta de alcanzar una vida libre de violencias”, enfatizó por su parte Díaz, y detalló: “Donde había fragmentación y falta de respuestas hemos propuesto políticas integrales con fuerte territorialidad, redoblando los esfuerzos para abordar las situaciones de violencia de género”.

“Ante una cuestión tan grave, lo que no podemos hacer es sacarle el cuerpo a los problemas. Vamos a acompañar a las mujeres que se animan a denunciar para brindarles respuestas efectivas lo más rápido posible”, subrayó Kicillof, y concluyó: “En el gobierno de la provincia de Buenos Aires tenemos el firme compromiso de terminar con la violencia de género”.

Durante su intervención, Magario ponderó que “las mujeres, que muchas veces no han sido escuchadas, son las que en los momentos de crisis económica y social ponen el cuerpo para ayudar a quienes más lo necesitan”. Y agregó: “Hoy con la presentación de estas políticas públicas estamos reivindicando desde el Estado todo el trabajo de miles de mujeres que luchan para garantizar y defender nuestros derechos”.

Anuncios

Durante la conferencia los funcionarios dieron a conocer que se presentará un proyecto de Ley Integral de Violencia de Género en la Legislatura bonaerense, que busca mejorar los procedimientos administrativos y judiciales dotando a todos los organismos intervinientes de la capacidad de adoptar medidas de protección graduales y más adecuadas a cada caso.

Por su parte, el Ministerio de Justicia establecerá una matriz de riesgo unificada que cuenta con 74 categorías, indicadores y alertas tempranas, destinada a que todas las áreas estatales tengan criterios comunes para evaluar la gravedad de los casos de violencia de género. Asimismo, se aumentará la utilización de pulseras electrónicas que permiten el control satelital de los agresores para los casos de alto riesgo.

El Ministerio de Salud desarrollará registros, tareas de capacitación y dotará de la infraestructura necesaria a los hospitales para que cuenten con equipos institucionalizados para afrontar la violencia de género.

Desde el área de Seguridad, se fortalecerán los equipos interdisciplinarios con los que cuentan las comisarías de la Mujer y la Familia, y se impulsará la jerarquización de su plantel y modernización de sus recursos materiales.

Además, se pondrá en marcha un programa de evaluación, seguimiento y tratamiento destinado al personal policial que haya sido denunciado por violencia de género, en el marco de la creación de una auditoría sumarial temática especializada en violencia institucional y de género dentro del ámbito de Asuntos Internos, con el objeto de llevar adelante las instrucciones de los sumarios con perspectiva y especialización.

Noticias Relacionadas