Hay 40 municipios bonaerenses en “alarma epidemiológica”

El Ministerio de Salud de la Nación dio a conocer el estado de riesgo sanitario de los distritos de la Provincia en función de la cantidad de contagios y la ocupación de camas.

En medio de una ola de ­contagios que a nivel nacional registró 35.468 nuevos casos y 695 muertes en las últimas 24 horas, en el territorio bonaerense existen hoy 40 municipios que se encuentran catalogados en “alarma epidemiológica sanitaria”, 22 considerados de “alto riesgo” y dos que se sostienen en “riesgo medio”; es decir, de los 135 distritos en total, 61 se encuentran en situaciones de “alerta”.

Según el Ministerio de Salud de la Nación, se encuentran en “medio riesgo epidemiológico” sanitario las localidades de Coronel de Marina L. Rosales y San Nicolás; mientras que en “alto riesgo epidemiológico sanitario” están 9 de Julio, Azul, Balcarce, Bragado, Chacabuco, Chascomús, Chivilcoy, Coronel Suárez, General Alvarado, Junín, La Costa, Lincoln, Lobos, Mercedes, Necochea, Pehuajó, Pergamino, San Pedro, Tandil, Trenque Lauquen, Tres Arroyos, General Pueyrredón y Bahía Blanca.
Esta definición se aplica en aquellos distritos donde la incidencia definida como el número de casos confirmados acumulados de los últimos 14 días por 100.000 habitantes es igual o superior a 500, y además el porcentaje de ocupación de camas de Terapia Intensiva es mayor o igual al 80%.

En “alarma epidemiológica y sanitaria” se encuentra el aglomerado urbano Área Metropolitana de Buenos Aires, que incluye los municipios de esa región y la Capital Federal.
Esos distritos son: Almirante Brown, Avellaneda, Berazategui, Berisso, Brandsen, Campana, Cañuelas, Ensenada, Escobar, Esteban Echeverría, Ezeiza, Florencio Varela, General Las Heras, General Rodríguez, General San Martín, Hurlingham, Ituzaingó, José C. Paz, La Matanza, La Plata, Lanús, Lomas de Zamora, Luján, Malvinas Argentinas, Marcos Paz, Merlo, Moreno, Morón, Pilar, Presidente Perón, Quilmes, San Fernando, San Isidro, San Miguel, San Vicente, Tigre, Tres de Febrero, Vicente López y Zárate.

En estos casos, se toman en cuenta aquellos departamentos que en los últimos 14 días hubieran estabilizado el aumento de contagios, que implica disminuir la razón de casos de 1,2 o más a presentar razón que se encuentre entre 0,8 y 1,2 y presenten una incidencia definida como el número de casos confirmados acumulados de los últimos 14 días por 100.000 habitantes superior a 250.

La grieta en la Provincia

Seguir leyendo...

Desde Villa Gesell, el intendente Gustavo Barrera (Frente de Todos) respaldó las decisiones nacionales y provinciales respecto a las nuevas medidas para enfrentar la pandemia e indicó: “Ya no hay margen para errores. La situación es crítica y ante este panorama no tenemos opciones, así que tenemos que cuidar la vida y la salud. El sistema sanitario está al borde del colapso y no podemos estar discutiendo si cerramos o no”.

Por otra parte, el Grupo Dorrego, integrado por intendentes de Juntos por el Cambio, salió a expresar su posición sobre el tema: “Sabemos que hay que tomar medidas para controlar y bajar la circulación. Los intendentes venimos acompañando a nuestros comerciantes con medidas de alivio fiscal a nivel local, pero reclamamos a la Provincia la exi­mición de Ingresos Brutos y le pedimos al Gobierno nacional la vuelta del ATP para garantizar los sueldos de los tra­bajadores”.

Noticias Relacionadas