“Lo más probable es que Martín Guzmán siga en modo Nicolás Trotta”

De esta forma el periodista Alejandro Bercovich sentenció la pérdida de poder de otro ministro de la Nación, en medio de un tironeo político dentro del oficialismo.

Seguir leyendo...

Alejandro Bercovich, periodista de Radio Con Vos, editorializó en su programa Pasaron cosas preguntándose: “¿Por qué Guzmán metió los dedos en el enchufe?”, en referencia al ministro de Economía de la Nación y su intención de echar a un
funcionario que, según el conductor radial, “era imposible sin la venia de Cristina Fernández de Kirchner”.

“Federico Basualdo no es cualquier subsecretario de Energía Eléctrica”, señaló Bercovich, y agregó que “era el encargado de los temas energéticos del Instituto Patria, es hijo de uno de los economistas que más respeta el kirchnerismo, que más respeta Axel Kicillof, que más respeta Cristina ­Fernández de Kirchner, que es Eduardo Basualdo”.

“¿Cómo puede ser que Martín Guzmán haya creído que lo podía echar por Infobae, después de haber estado interviniendo con mucho off the record con periodistas que el propio kirchnerismo considera indeseables?”, disparó el conductor radial.

Bercovich señaló además que “el kirchnerismo salió muy violentamente a desautorizar al jefe del Palacio de Hacienda. Dijeron que el pedido de renuncia nunca había existido”. “Fue tan desprolijo que se convirtió en una fractura ex­puesta”, reflexionó el periodista sobre lo ocurrido en el Ministerio de Economía.

“¿Cómo seguimos como sociedad frente a un gobierno que expone tanto sus fracturas?”, se preguntó, y se respondió a sí mismo diciendo que “lo más probable es que Martín Guzmán siga en modo Nicolás Trotta. Palanca en boludo, aquí no pasó nada y adelante. Pero completamente despoderado, como cuando Nicolás Trotta dijo que las clases no contagiaban y a la noche Alberto Fernández dijo que sí y que por eso había que cerrarlas, quedó completamente desautorizado, despojado de poder”, sentenció, y resaltó que “no poder echar a un secretario es una demostración de impotencia severa, que no se compensa con ir la semana que viene a una gira con el Presidente”.

“La realidad es que Martín Guzmán sigue porque el Gobierno no tiene a otro para poner”, sostuvo crudamente Bercovich, a lo que agregó: “Su diálogo con el kirchnerismo se rompió probablemente para siempre, y lo que lo había convertido en un ministro poderoso, en un primus inter pares, que era su diálogo con las tres patas del Frente de Todos, poder hablar con la señora Cristina Fernández de Kirchner, poder hablar con el Presidente Alberto Fernández y poder hablar con Sergio Massa, hace tiempo que se perdió”.

El conductor señaló que Cecilia Todesca, Paula Español o Emanuel Álvarez Agis podrían ser los reemplazantes del debilitado Guzmán.
Más adelante reflexionó sobre el apoyo de unos y el ataque de otros dentro del mismo Frente de Todos, y remarcó que “la discusión tiene bastante de lucha de egos y de ­guerra de pititos. De ver quién la tiene más larga. Pero la discusión detrás de la peleíta es mucho más interesante”.

“Los subsidios a la energía favorecen más al que consume más energía”, informó Bercovich al explicar que las ayudas estatales benefician a todos en la misma medida y que por ello el que más consume es el más subsidiado, por lo que, planteado así y según su mirada, “es ­desigual e injusto”.

“Veo a muchos antikirchneristas que se toman de eso para pegarle a Federico Basualdo y a Axel Kicillof, porque esta pelea es de Axel Kicillof contra Martín Guzmán, no es de Federico Basualdo, pero el que está ahí, hablando al oído de Cristina y diciendo no hay que subir las tarifas es Axel Kicillof”, puntualizó.

“El gobernador de la Provincia dice que si aumentamos las tarifas aunque sea un poquito, corremos riesgo de que gente de clase media se haga pobre”, señaló, y remarcó cómo fueron las subas de las facturas en los primeros dos años de la gestión macrista.

“Esto no es una discusión por las facturas de luz y de gas. Esto es una discusión entre amarretes y gastadores. Es entre los que creen que hay que ajustar (Guzmán) y los que creen que hay que gastar para que la economía vuelva a crecer (Kicillof)”, concluyó el editorialista, quien señaló que “una discusión que no lo ameritaba viene a saldar broncas de muchas otras cosas”.

Noticias Relacionadas