La Plata
Lunes 26 de junio de 2017
Facebook Twitter WhatsApp
T 23°H 60%

Se juntaron 22 años después de una foto de El Clasiquito

Asociación Coronel Brandsen los marcó a fuego en la niñez, los bautizó en ese altar de una cancha al que un niño llega como al regazo de un Dios de la pelota. Fueron jugadores de LIFIPA. Los unió la misma camiseta naranja… antes de que Brandsen cambie el color por la rosada-negra que luce en la actualidad.

Mariano ya no es un pibito. Incluso es papá. Pero por sus ganas pareciera correr todavía detrás de esa pelota amarilla que identifica a la Liga Independiente de Fútbol Infantil Platense Amateur (LIFPA). Fue uno de los artífices en la convocatoria del equipo, que hace pocos días se reunió a comer un asado y a compartir la vida, como era antes y cómo anda hoy, cómo era adentro y cómo es afuera de un campito.

Luego, los amigos de aquella década del noventa pensaron en El Clasiquito, el recordado suplemento del diario Hoy que los retrató por primera vez.

Y así nos llegaron ese par de fotos comparativas de la Categoría '85. “Nos habían sacado en El Clasiquito, en 1995, y el mismo día que la publicaron (21 de abril) fue el asado, pero 22 años después”, explicaron.

Era el campeonato de LIFIPA, cuando en la ciudad sólo había tres ligas (al año siguiente, 1996, nacía LAFIR). Mariano reconoce que “nuestro club siempre era último en las tablas de puntos, tal vez no le daban la importancia de hoy”.

Ahora, Mariano sigue a la categoría 2004, donde está su hijo. “Los mismos chicos vienen hace años jugando juntos y vienen mejorando día tras día. Los esperamos por Brandsen, como aquella vez cuando yo jugaba”.