#FuerzaDelpo

La lesión de Del Potro pone en peligro su futuro en el tenis

El argentino sufrió la fractura de la rótula de la rodilla derecha. Se queda afuera del resto de la temporada y se evalúa cuál sería la mejor alternativa para que no le queden secuelas de esta lesión en su vejez

Los estudios por imágenes confirmaron la peor noticia: Juan Martín Del Potro sufrió una fractura en la rótula de la rodilla de pierna derecha en el partido por los octavos de final del Master de Shanghai, lo que tranquilamente podría haber marcado el último partido de su carrera profesional. 

El tenista, que enfrebntaba al croata Borna Coric, reconce internamente la gravedad de esta lesión, y por redes sociales confesó que "no tiene fuerzas" para nada, ya que sabe que este tipo de lesión condiciona la práctica de cualquier deporte de alto rendimiento.

La rótula, por tratarse de una pieza clave en la articulación, protege los ligamentos internos, cruzados y laterales de la rodilla. A priori, Del Potro tendría sanas las articulaciones, pero tendrá que afrontar nada menos que la recuperación de la caja protectora a todo ese mecanismo que le permite a las peresonas flexionar las piernas justo a la mitad. 

Según las fuentes comsultadas, este tipo de lesión suele darse con frecuencia en los accidentes de tránsito y hay dos formas de recuperar la zona afectada. En el caso de una fractura severa, se apunta especialmente al trasplante, apelando a una prótesis que pueda cumplir la misma función. Sin embargo, si se trata de una fractura simple se requiere de un largo periodi de inmovilización, con examinación previa y seguimniento permanente a través de estudios. 

En cualquiera de los dos casos, es muy difícil pensar en que la persona pueda desarrollar un deporte de alto rendimiento a un nivel de top ten mundial como lo venñia haciendo Juan Martín del Potro. No obstrante, el tandilense también estuvo cerca del retiro hace un poco más de dos años por una severa lesión en la muñeca: fue operado y regresó al circuito como nadie imaginaba que podría hacerlo. 

De esta forma, Del Potro ya no solo se olvida de jugar en 2018, sinio que en el fondo sabe que es muy difícil pensar en que pueda arrancar el 2019 jugando en Gran Slam de Australia como suele ocurrir en cada mes de enero. 

"Es un golpe muy duro que me deja sin fuerzas anímicamente. Se me hace muy difícil volver a estar en recuperación, no lo esperaba”, consideró. 

La esperanza es lo último que se pierde.