“La risa es medicina”

Esperanza Fest, un festival online solidario

Para alegrar a los niños que transitan enfermedades oncológicas, hoy a las 19 se realizará por YouTube el evento Esperanza Fest.

Hoy a las 19 en el canal de YouTube se llevará a cabo el Esperanza Fest, el primer evento solidario online organizado con el objetivo de ayudar y alegrar a niños enfermos.

El festival que contará con la participación de más de 25 artistas, entre los que se destacan Topa y Adriana, fue organizado por Celeste Iannelli, expaciente oncológica, influencer y motivadora, y Gabriela Peirano, mamá de Alejo y fundadora de “El ejército de Alejito”, organización sin fines de lucro que ayuda a los chicos con cáncer y a sus familias.

“Para mí la risa es una medicina. Más allá de que el mundo esté patas para arriba, no podíamos fallarles a todos los peladitos que están realizando un tratamiento oncológico en un hospital o en sus casas. Así que hablé con mi amiga, Celeste Iannelli, y me sugirió hacer un festival online. Ella tiene 18 años, la tiene clarísima con las redes y la amo. Yo tengo 44 años y trato de seguirla como puedo. Pero me entusiasmé y arrancamos”, contó la titular de El Ejército de Alejito a diario Hoy.

En junio de 2016, Gabriela Peirano perdió a su hijo Alejo de ocho años, debido a una leucemia. En septiembre de ese mismo año comenzó un gran trabajo junto a la fundación que creó en su memoria, para promover la donación de sangre y médula ósea.

“Él me dejó un legado muy grande. Las últimas dos palabras que me dijo fueron: Ayudá y da, y ahí cerró los ojitos. Me quedé con eso, ayudar y dar a lo grande”, dijo conmovida la mamá del luchador.

“Empezamos a auxiliar a las personas de bajos recursos que tienen pacientitos con leucemia. Una vez por mes, les llevamos alimentos, elementos de higiene personal y artículos de limpieza. Vamos casa por casa, hospital por hospital. Sé lo que es atravesar esa historia y no quiero que tengan otra preocupación, más que la de poder estar al lado de sus hijos y contenerlos. También, en la fundación, organizamos un día especial donde los chicos vienen a divertirse”, contó Gabriela.

Celeste Iannelli es un claro ejemplo de resiliencia. Soñaba con su fiesta de 15 y tuvo que postergarla debido a un tratamiento oncológico. La joven pasó casi tres años pensando en cómo iba celebrar sus 18 y el avance del coronavirus la obligó a encerrarse.

Lejos de lamentarse, organizó un festejo por Instagram con amigos y familiares, y agradeció el hecho de estar viva. Desde su red social, la adolescente anima a quienes se lamentan por el confinamiento y los invita a pensar en aquellos niños que pasan meses aislados, o incluso años, por cuestiones de salud.

Seguir leyendo...

“A Celes la conocí a través de su mamá en el 2017, que me contactó porque quería compartir que su hija tenía leucemia, pero que estaba bien y empezaba la escuela. Luego, me dijo si podíamos encontrarnos en un café, ya que quería colaborar con la fundación. Finalmente, Celeste se sumó a las charlas que doy en las escuelas junto a mi mamá, y todo lo que vino después fue mágico. No nos separamos más y compartimos un mismo objetivo, ayudar a los chicos”, detalló la mamá de Alejo.

Antes de la cuarentena, 500 personas colaboraban con diferentes productos. Al estar prohibida la circulación, las donaciones se redujeron. El festival de hoy que tiene como consigna principal alegrar a los niños, también buscará ayudar a las 37 familias que lo necesitan.

“Queremos que sobre y no que falte”, concluyó Gabriela, quien aún no puede creer la magnitud del evento que organizaron.

Noticias Relacionadas