Todas las opciones para pasar las vacaciones cerca del río

Las playas del Río de la Plata son una alternativa de disfrute para miles de vecinos de la región y del conurbano en verano.

La temporada de verano sigue en su máximo esplendor y no solo las playas de la costa del mar argentino son las estrellas, sino que las del Río de la Plata también se llenan de familias y amigos en la temporada estival.

Cada año, miles de vecinos de la región y del conurbano se preparan para pasar los días a la vera del río y poder disfrutar de las jornadas de sol y calor los fines de semana, que es cuando más activos están los balnearios.

Por ejemplo, es el caso de las playas de Magdalena, a solo 40 minutos de la ciudad de La Plata, donde se pueden realizar diversas actividades como la pesca deportiva en el murallón del río o deportes acuáticos como el kite, que combina adrenalina y acción.

También, además de poder disfrutar de un asado a la orilla del río, se pueden realizar caminatas en la zona de los senderos naturales y poder avistar especies autóctonas a las que fotografías.

Al mismo tiempo, son una opción las playas de Berisso, que se dividen en los balnearios Municipal, el de La Balandra, Palo Blanco y la histórica Isla Paulino. Como señaló diario Hoy en sus ediciones anteriores, los días sábado se realizan diferentes espectáculos musicales y de baile para el disfrute de los vecinos.

Otra de las propuestas son los 14 kilómetros de playa de Punta Lara, donde las actividades culturales y deportivas son las más convocantes. A ello se suma como punto turístico destacado la Isla Paulino, que se ubica en la ladera del canal de acceso al Puerto de Ensenada, que además es un espacio idóneo para las caminatas por distintos senderos.

Para acceder a la Isla Paulino hay algunas propuestas de la Cámara de Turismo local que incluyen el pasaje en el bote y diferentes actividades relacionadas con la gastronomía local.

Actualmente, está habitada por 300 personas y se puede acceder a la Isla por tierra, que cuenta con almacén, parrilla, estacionamiento, espacios para la pesca.

Para los amantes de la naturaleza también se puede destacar la reserva natural local, que es la selva más austral del mundo. Tiene una superficie de 450 hectáreas y altitud al nivel del mar. Se encuentra localizada en el paraje Boca Cerrada sobre el camino Almirante Brown y tiene características subtropicales, con flora y fauna diferente a la de los alrededores.

Noticias Relacionadas