España suspende la aplicación de la vacuna de AstraZeneca en menores de 60 años

La medida se tomó luego de que la Agencia Europea del Medicamento encontrara un "posible vínculo" con casos raros de trombos.

España decidió hoy suspender la aplicación de la vacuna de AstraZeneca contra el coronavirus en menores de 60 años y reservarla para las personas entre esa edad y 65 años luego de que la Agencia Europea del Medicamento (EMA) encontrara un "posible vínculo" con casos raros de trombos.

Hasta el momento, la mayor parte de las 2,1 millones de dosis del fármaco que estaba destinado a la población menor de 65 años fueron aplicadas a trabajadores esenciales, como docentes y profesores, sin límite de edad, y también se habían empezado a administrar a la población general entre 60 y 65 años.

La decisión fue adoptada por el ministerio de Sanidad por "principio de precaución", tras reunirse con sus homólogos europeos.

A mediados de marzo pasado en Europa se notificaron varios casos de trombosis, que se habían detectado mayormente en mujeres menores de 60 años que habían recibido las dosis de AstraZeneca, motivo que precipitó que una quincena de países interrumpiera su plan de vacunación.

En un primer análisis, la EMA había resuelto que la vacuna era "segura y efectiva", aunque no se podía descartar el vínculo causal con la decena de casos raros de trombos, pero tras un nuevo estudio el organismo pidió que se agreguen los coágulos de sangre como "efectos secundarios muy raros" en el prospecto del fármaco.

Pese a que el organismo igualmente concluyó que los beneficios siguen siendo mayores que los riesgos y aconsejó seguir administrando sin límite de edad el antídoto de la compañía anglosueca, el Ministerio de Sanidad decidió cambiar la estrategia de aplicación de esta vacuna.

Respaldada por el Consejo Interterritorial, la ministra de Sanidad, Carolina Darias, propuso a las comunidades autónomas que en España se frene la vacunación en los menores de 60 y comunicó que la Comisión de Salud Pública analizará el procedimiento con mayores de 65 años, inoculadas hasta ahora con las vacunas de Pfizer y Moderna.

Solo Madrid se pronunció en contra de la propuesta al argumentar la existencia de "muchos cambios" con la pauta de esta vacuna, según fuentes citadas por el diario El País.

No obstante, fuentes regionales añadieron que no comparten la propuesta del Ministerio de Sanidad "porque no está basada en las Conclusiones del Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia Europeo (PRAC)" de la EMA.

España se suma entonces a Alemania y Países Bajos, que restringieron el uso del antígeno de AstraZeneca solo a mayores de 60 años.

En tanto, Reino Unido recomendó no vacunar con la vacuna anglosueca a menores de 30 años y Bélgica propuso limitar su uso solo a los mayores de 55 años, mientras que Italia plantea limitarlo a menores de 60.

Por otro lado, contrariamente, Italia anunció hoy que reserva el uso de la vacuna AstraZeneca para los mayores de 60 años, sobre la base de informes que confirman un vínculo con los raros casos de coágulos sanguíneos en personas vacunadas.

Seguir leyendo...

La recomendación se produjo luego de que la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) informaran que la relación de causalidad que tienen la vacuna de AstraZeneca y la formación de coágulos sanguíneos es plausible pero no está confirmada.

La farmacéutica AstraZeneca destacó poco después que las agencias de medicamentos británica (MHRA) y europea (EMA) aseguran que los beneficios de su vacuna anticovid superan "ampliamente" los riesgos, a pesar de que los análisis apuntan a un posible vínculo con trombos sanguíneos.

Más de 200 millones de personas en al menos 111 países recibieron la vacuna de AstraZeneca desarrollada por el laboratorio sueco británico y la universidad de Oxford.

Varios países ya impusieron límites sobre quién puede recibir esa vacuna, que es más barata y más fácil de almacenar que muchas otras, es fundamental para las campañas mundiales de inmunización y es un pilar del programa respaldado por la ONU, conocido como Covax, que tiene como objetivo llevar vacunas a algunos de los países más pobres.

Noticias Relacionadas