Espionaje: cada vez más cerca de Macri

Luego de los allanamientos vinculados a Dario Nieto, la justicia se acerca al ex mandatario.

La investigación por el supuesto espionaje ilegal desarrollado desde la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante el gobierno de Cambiemos avanza sobre el entorno del expresidente Mauricio Macri. Esto surge de los últimos movimientos registrados en el expediente que se tramita en Lomas de Zamora.

Lo más importante en cuanto a lo político-judicial que ocurrió en la semana fueron los allanamientos realizados el pasado jueves a cuatro domicilios vinculados con Dario Nieto, secretario privado del exmandatario, quien durante su gestión se desempeñó como secretario privado administrativo de la Coordinación General de Asuntos Presidenciales.

El nombre de Nieto, a quien el diario La Nación supo definir en 2016 como “la sombra del primer mandatario en actos protocolares y viajes”, apareció en el expediente en diálogos entre uno de los espías investigados por supuesto espionaje ilegal y la exdirectora de Documentación Presidencial de la Casa Rosada, Susana Martinengo.

El allanamiento a Nieto generó preocupación entre los integrantes de Cambiemos: circuló, entre ellos, la molestia por el hecho de que el expresidente Macri no le facilitara a su secretario privado la representación legal de su abogado
Alejandro Pérez Chada.

La primera reacción de Nieto en el expediente fue presentar un escrito, acompañado por el abogado Gervasio Fraga, en el que sostuvo: “Cualquier construcción de imputación que se pretenda fabricar sobre mi persona resultará por completo falsa de principio a fin”.

En el mismo acto, la defensa de Nieto solicitó su eximición de prisión, algo que hasta última hora de ayer no había sido resuelto, según fuentes judiciales.

Juntos por el Cambio respondió por el allanamiento a Nieto

La coalición opositora Juntos por el Cambio (JxC), que integran el PRO, la Unión Cívica Radical (UCR) y la Coalición Cívica expresó ayer en un comunicado: “Mientras la sociedad está angustiada por la pandemia de coronavirus, un sector del oficialismo parece enfocado en enrarecer el clima político”. Además expresaron que actúan “en defensa de la verdad y la transparencia”.

Juntos por el Cambio hizo referencia al allanamiento que la Policía Federal realizó el jueves último en la vivienda de Darío Nieto, secretario privado de Macri, por la causa en la que se investigan supuestas maniobras de espionaje ilegaldesplegadas desde la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante el gobierno de Cambiemos.

“Estamos tranquilos, porque creemos en la integridad moral de Darío y confiamos en que la Justicia demostrará que es inocente”, indicaron los referentes opositores.

En esa misma línea, expresaron: “Sí nos preocupa que, mientras la sociedad está angustiada por la pandemia, un sector del oficialismo parece enfocado en enrarecer el clima político, con el aparente objetivo de conseguir la impunidad de exfuncionarios procesados o condenados por corrupción”.

Seguir leyendo...

“Esto ocurre, además, en medio de una serie de atropellos institucionales, que van de la escandalosa última sesión del Senado y los superpoderes presupuestarios hasta un intento de expropiación inconstitucional”, agregaron.

Por último, señalaron: “Desde principios de año el kirchnerismo buscó de todas las formas posibles involucrar judicialmente a exfuncionarios de Cambiemos en causas de corrupción. Pero no encontró nada, por la sencilla razón que nuestro gobierno fue transparente y honesto”.

Noticias Relacionadas