Provincia

Paritaria docente: el paro pierde apoyo gremial

El gobierno y los sindicatos volvieron a reunirse ayer para tratar de destrabar el conflicto. El Soeme planteó incorporar al básico el incentivo y agregar un plus por capacitación y excelencia educativa. La decisión de la Feb, Sadop y Amet de dictar clases acrecienta las diferencias al interior del frente docente.

La convocatoria al diálogo entre el gobierno provincial y los gremios docentes realizada ayer en la sede del Ministerio de Economía, la octava de los últimos 40 días, determinó que las autoridades del Ejecutivo y los dirigentes sindicales volverán a reunirse nuevamente el próximo lunes a las 18 para discutir por primera vez desde que estalló el conflicto una recomposición salarial respecto a 2016.

Tal como sucedió en la última Mesa Técnica Salarial, se hicieron presentes en el Palacio de Hacienda bonaerense el Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y 

Educación (Soeme), la Unión Personal Civil de la Nación (UPCN), y la Asociación del Magisterio de Enseñanza Técnica (Amet), quienes desde un primer momento se han mostrado dispuestos a la negociación y al diálogo con la administración provincial.

El Soeme, en la voz de sus dirigentes Susana Mariño y Guillermo Chávez, ni bien comenzado el cónclave planteó que a la brevedad sea tratado por parte de la Comisión Técnica conformada entre gremios y Provincia el reclamo de una recomposición salarial que abarque lo perdido por la inflación el año pasado, pedido al que se plegaron en forma inmediata los demás sindicatos.

Además, el Soeme pidió incorporar al básico que cobran los docentes el Fondo de Incentivo Docente (FID), para que de esa manera el aumento impacte sobre el 100% de los haberes, y no como sucede en la actualidad, que solo impacta entre el 87% y el 90%, en lo que se instrumentaría como una suerte de provincialización del FID. A la vez, solicitó incorporar a los bolsillos de quienes menos ganan un plus por capacitación y excelencia educativa que logre elevar lo que cobran los docentes y recomponer de esa manera sus salarios.

A la reunión estaban invitados todos los sindicatos que nuclean a los trabajadores de la Educación, tanto los que acataron la conciliación obligatoria dictaminada por el gobierno bonaerense como aquellos que no. Se pudo conocer que el encuentro del lunes estará regido en el marco de la resolución oficial y no en un llamado a paritaria como piden algunos gremios, y tendrá también como eje comenzar a discutir por parte de los equipos técnicos de la Provincia y los sindicatos la pauta salarial para este 2017.

Interna creciente

La reunión sirvió para mostrar además un nuevo carácter luego de que salieran a la luz las diferencias internas que viene teniendo el denominado Frente de Unidad Docente (Fud), que ha llevado a que algunos de sus integrantes dispusieran volver a las aulas y dar clases, mientras otros mantienen su disposición de ejecutar un paro que impide el normal desenvolvimiento del ciclo lectivo.

Seguir leyendo...

La Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), Sadop (Sindicato Argentino de Docentes Privados) y Amet decidieron dejar de lado las medidas de fuerza que vienen llevando adelante y dictar clases normalmente en todo el territorio provincial. Incluso, el gremio que conduce Mirta Petrocini decidió no participar del paro nacional efectuado por Ctera los pasados miércoles y jueves, y no sumarse al cese de actividades dictaminado por Suteba para hoy, mostrando así las diferencias  existentes dentro del Fud.

Con su decisión, la Feb provocó que el accionar que venía desplegando el frente docente se resintiera fuertemente a su interior. De esta manera, a lo largo y ancho de la Provincia en las últimas horas se observaron aulas llenas de alumnos, con docentes dictando clases y desplegándose las actividades cotidianas del ámbito educativo sin ningún tipo de inconvenientes.

Esta situación contrasta enormemente con la intransigencia que vienen mostrando otras entidades gremiales, como lo son Suteba, Uda y Udocba, que mantendrán hoy una nueva jornada de lucha, la novena de los últimos diez días, y que por la tarde de hoy y mañana decidirán los pasos a seguir la semana que viene.

Dentro de esta situación, ayer se pudo conocer la información de que casi el 70 por ciento de los docentes se encuentra por estas horas dando clases en todo el territorio provincial, no plegándose a las medidas de fuerza dictadas por algunos gremios, revelando de esa manera la baja adhesión al paro que se viene llevando adelante desde la semana pasada.

Se mantienen los descuentos

En medio de las medidas de fuerza que vienen sosteniendo algunos de los gremios que nuclean a los trabajadores de la Educación, desde el gobierno que conduce María Eugenia Vidal se dejó en claro la intención de llevar adelante el descuento de los días de paro a los docentes que se plegaron a la huelga. De esta manera, se descontarán 300 pesos diarios a los salarios que menos ganan, y 600 pesos a los docentes que tienen sueldos más altos .

Además, se manifestó el claro propósito del Ejecutivo de sostener un premio de 1.000 pesos en concepto de gratificación no remunerativa para aquellos educadores que hayan concurrido a dictar clases los días en que se llevaron adelante las medidas de fuerza.

Otro dato recalcado ayer es que se mantendrá, por parte del gobierno de la Provincia, una retribución que será de $1.500 para los sueldos inferiores a $15.000, de $2.250 para los salarios que van de los 15.000 a los 20.000 pesos, de $3.000 para las remuneraciones de 20.000 a 30.000 pesos, y de $3.750 para los haberes mayores a $30.000.

En tanto, se informó que la paritaria propiamente dicha, por encontrarse en período de conciliación obligatoria, recién podrá retomarse a partir del 28 de marzo, y que a partir de esa fecha recién podrá cerrarse en caso de que den los números, una negociación que viene trabada y que determinó serias complicaciones en muchas escuelas.

Noticias Relacionadas