COVID-19

Los casos que tocaron muy de cerca al fútbol platense

Desde el mandamás de Estudiantes hasta expresidentes y técnicos de Gimnasia y allegados muy queridos a los planteles fueron acechados por el virus en 2021.

La situación familiar de Iván Gómez terminó de impactar y generar consternación dentro del ambiente deportivo de La Plata, ya que la madre del jugador de Estudiantes terminó perdiendo la vida. Una familia que se formó y estaba asentada en la zona de Villa Elisa, cerca de las canchas del club de la localidad y donde la vocación al trabajo es un sello distintivo de sus habitantes.

Pero también hay otros casos que mantienen en vilo a los dos clubes de La Plata y que han afectado sensiblemente a los integrantes de ambos planteles y de la dirigencia.

Martín Gorostegui, quien todavía no cumplió un mes como presidente de Estudiantes, se contagió de coronavirus la semana pasada y su caso generó mucha preocupación. Es que el titular del Pincharrata recibió un trasplante antes de cumplir 30 años de vida, y es considerado un potencial paciente de riesgo ante este tipo de contagios.

De todas maneras, las noticias son alentadoras, ya que el presidente del Pincha no tuvo que ser trasladado a un hospital y viene cursando la enfermedad con síntomas que fueron controlados con los habituales antifebriles de venta libre.

Otra de las personas que vienen luchando intensamente y cuyo estado de salud es muy delicado es Manuel Valdez, el histórico sanador de Gorina que acompañó a Estudiantes en sus viajes internacionales entre el 2008 y el 2016 cuando el Pincha tuvo mucha participación internacional en Latinoamérica y el mundo, jugando incluso el Mundial de Clubes del 2009.

El Brujo Manuel recibió una dosis de plasma, pero sigue internado con asistencia respiratoria en Berisso. En las últimas horas, según fuentes cercanas a la familia, experimentó una leve mejoría, pero al cuadro inicial de neumonía grave por Covid lo siguen tratando durante las 24 horas buscando salvarle la vida.

En Gimnasia, mientras tanto, un caso inusual viene experimentando el padre de los Mellizos Barros Schelotto, Hugo Barros ­Schelotto, quien lleva casi 10 semanas en la terapia intensiva del sanatorio Ipensa internado por coronavirus.

De acuerdo a las fuentes cercanas a la familia que a diario acceden a un parte médico, el expresidente y médico del plantel del Lobo en la década de 1980 viene manifestando una lenta mejoría desde hace dos semanas, pero aún no pudo salir de la terapia ni ser dado de alta.

Las complicaciones que sufrió en todo este tiempo podrían dejarle secuelas y su recuperación total llevaría mucho más tiempo del pensado. Pero a diferencia de lo que se informaba hace un mes, hoy su vida no parece estar en peligro.

Algo parecido, pero al mismo tiempo diferente, ocurre con Carlos Timoteo Griguol, quien con más de 80 años y una enfermedad neurodegenerativa se contagió de coronavirus la semana pasada.
El cuadro del Viejo, en cambio, estaría controlado, pero requiere también de un seguimiento permanente, al igual que el de otro expresidente de Gimnasia como Walter Gisante, quien también se contagió, pasó la peor parte y ahora procura recuperarse.

Seguir leyendo...

Otro caso que tocó de cerca a la ciudad de La Plata es el de Marcos Rojo. El actual defensor de Boca Juniors, que creció en el barrio La Granja, fue confirmado también como positivo de coronavirus en las últimas horas y su presencia en los próximos partidos del equipo Xeneize está descartada.

Además, otro de los casos resonantes es el de Lucas Barrios, delantero de Gimnasia, quien no tiene confirmado que pueda seguir jugando al fútbol como consecuencia de las secuelas que le dejó el coronavirus al verse afectado su corazón y el sistema de circulación.

Noticias Relacionadas