Evo Morales volvió a Bolivia luego de un año de exilio

El expresidente regresó al país junto al exvicepresidente Álvaro García Linera. Ambos habían tenido que exiliarse tras el golpe de Estado de noviembre de 2019.

El expresidente de Bolivia, Evo Morales, regresó ayer a su país en una caravana multitudinaria, un año después del golpe de Estado que lo obligó a refugiarse en México y en Argentina.

Morales decidió viajar por tierra desde la ciudad argentina de La Quiaca a la boliviana Villazón. En ambos lados de la frontera, el expresidente fue escoltado por más de un centenar de vehículos y miles de simpatizantes que celebraron el fin de su exilio.

“Quiero decirles que no dudaba que iba a volver, pero no estaba seguro de que iba a ser tan pronto. Es algo histórico, algo inédito, gracias a la unidad del pueblo boliviano y al acompañamiento de muchas autoridades del mundo”, afirmó Morales durante el acto de despedida en La Quiaca, Jujuy, en el que estuvo acompañado por el Presidente argentino Alberto Fernández.

“Parte de mi vida queda en Argentina después de once meses, no me sentí abandonado. Hermano Alberto, somos la patria grande que trabajamos en complementariedad. Muchas gracias por acompañarme, por garantizar mi seguridad y, sobre todo, quiero que sepan que me salvó la vida. Eso nunca lo voy a olvidar”, agregó en un mensaje en el que también agradeció el apoyo del presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador.

La partida

La noche del 11 de noviembre del año pasado, un día después de haber sido derrocado, Morales logró partir a la Ciudad de México en un avión de la Fuerza Aérea Mexicana que envió el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien organizó el operativo de rescate junto con el entonces mandatario electo de Argentina, Alberto Fernández, ya que la vida del líder boliviano corría peligro.

Noticias Relacionadas