Mientras sigue evacuando ciudades, Ucrania ya piensa en la reconstrucción

El alcalde de Sloviansk denunció bombardeos masivos y urgió a sus residentes a dejar la región cuanto antes. Asimismo, Kiev y sus aliados se reunieron para trazar las bases del plan de posguerra.

Días después de que Rusia tomara toda la provincia vecina, el alcalde de Sloviansk denunció bombardeos masivos rusos en esa región del este y urgió a sus residentes a evacuar apenas puedan antes de un esperado ataque por tierra. De acuerdo a los primeros informes, al menos una persona habría muerto como consecuencia de estos ataques. Mientras tanto, Ucrania y sus aliados se reunieron en Suiza para sentar las bases de la reconstrucción del país tras la guerra.

La advertencia de Vadim Liakh, alcalde de Sloviansk, llegó en medio de temores a un inminente avance de Rusia sobre esa ciudad de la región industrial y minera del este de Ucrania conocida como Donbass, que Rusia aspira a controlar por completo. Se espera que Sloviansk, que tenía 107.000 habitantes antes de que Rusia invadiera Ucrania, hace más de cuatro meses, sea blanco de la próxima gran ofensiva rusa en el Donbass.

“¡Sloviansk! Bombardeo masivo de la ciudad. El centro, el norte. Todo el mundo a refugiarse”, indicó el alcalde en Facebook. “Es importante evacuar tantas personas como sea posible”, prosiguió el alcalde, que añadió que 40 casas fueron dañadas el lunes por los bombardeos rusos. “Sloviansk ya está en la línea de frente. Las posiciones rusas más cercanas están a entre siete y 10 kilómetros de la ciudad”, expresó.

La Policía local dijo que al menos una persona murió y otras tres resultaron heridas en un bombardeo contra un mercado de autopartes y repuestos para autos. Una nube de humo amarillo se elevaba al cielo desde el lugar, mientras bomberos combatían un incendio, según videos subidos a redes sociales por usuarios. La ciudad de la provincia de Donetsk ya había sido atacada con artillería y cohetes durante la guerra, pero los bombardeos se agravaron desde hace tres días, cuando Rusia capturó la última gran ciudad de la vecina provincia de Lugansk, dijo Liakh horas antes.

El Ejército de Ucrania retiró el domingo pasado sus tropas de la ciudad de Lisichansk para evitar que fueran cercadas. El presidente ruso, Vladimir Putin, y su ministro de Defensa dijeron que la captura de Lisichansk daba a Moscú el control de toda Lugansk, que junto a Donetsk forma el Donbass.

Mientras tanto, dirigentes políticos, representantes de instituciones internacionales y empresarios están reunidos desde el lunes en Lugano, en el sur de Suiza, para reiterar su apoyo a Ucrania y trazar las bases de la reconstrucción del país, una tarea que será “colosal” según el presidente ucraniano Volodimir Zelenski.

Su primer ministro, Denis Shmigal, quien encabeza la delegación ucraniana en Lugano, estimó que se necesitarán al menos 750.000 millones de dólares para reconstruir el país. “Nuestro trabajo prepara el período de posguerra, pese a que el conflicto continúa”, agregó, citado por la agencia de noticias AFP, y remarcó: “Debemos hacer que todo lo que fue destruido sea mejor de lo que era antes”. Por su parte, el presidente suizo Ignazio Cassis, que copreside la conferencia, observó: “Realizamos una primera etapa en el largo camino hacia la reconstrucción de Ucrania”.

La Declaración de Lugano señala que los firmantes “se comprometen plenamente a apoyar a Ucrania a lo largo de su trayectoria” y reconocen que el propio país debe estar al frente de la reconstrucción. La perspectiva de recibir miles de millones de dólares de ayuda preocupa por la corrupción. En ese sentido, el documento subraya que “el proceso de recuperación debe contribuir a acelerar, profundizar, ampliar y lograr los esfuerzos de reforma, (...) debe ser transparente y rendir cuentas al pueblo ucraniano”. El texto insiste en que el proceso debe ser “inclusivo y garantizar la igualdad de género” y pide que la reconstrucción de Ucrania sea “sostenible”.

“Estoy convencido de que dentro de un año ya no hablaremos de un borrador de plan, sino de resultados, de proyectos exitosos y de oportunidades realizadas”, dijo Shmigal.

Noticias Relacionadas