Explosión en un local del Frente de Todos: denuncian violencia política

Hubo destrozos, pero no víctimas. Se hallaron panfletos que anunciaban una “purga” de políticos, sindicalistas, periodistas y jueces. El intendente, de Juntos por el Cambio, condenó el hecho y llamó a “bajar el tono”.

El martes en las primeras horas del Día de la Patria, una fuerte explosión sacudió la calma de Bahía Blanca. Había tenido lugar en un local del Frente de Todos (FdT) de esa ciudad del sur de la provincia de Buenos Aires, ubicado en la esquina de las calles Berutti y Donado, a cinco cuadras de la plaza principal. Y el hecho fue rápidamente identificado como un caso de violencia política, que ahora investiga la Justicia.

La sede partidaria, perteneciente a la agrupación kirchnerista La Cámpora, resultó parcialmente destruida por la conflagración, que también afectó a los edificios vecinos, aunque por fortuna no hubo que lamentar heridos. En ese lugar tienen sus oficinas la senadora provincial Ayelén Durán y el diputado Gabriel Godoy.

En la vereda, la Policía halló panfletos que anunciaban una “purga” de políticos, sindicalistas, periodistas y jueces. “Ahora a cuidarse, traidores: sabemos dónde viven”, rezaba la pieza anónima, que esbozaba ideas propias del conservadurismo católico, muy fuerte en la ciudad. El comisario Gonzalo Bezos confirmó que se piensa que fue “una situación provocada” y no un accidente.

El hecho generó la condena inmediata del Frente de Todos local, que a través de un comunicado afirmó que se trató de “un acto de violencia política” y, tras señalar que dio intervención a las autoridades judiciales, pidió “prudencia y serenidad”.

“Creemos en la política como herramienta de construcción y transformación. Reafirmamos y creemos que ese es el camino”, subrayó la agrupación cuyo local fue atacado.

Gay: “Es un atentado”

En una conferencia de prensa, el intendente de Bahía Blanca, Héctor Gay (Juntos por el Cambio), consideró que se trató inequívocamente de un atentado, y condenó lo ocurrido.
“La explosión fue provocada, es un atentado y no hay otra forma de expresarlo”, dijo el jefe comunal. “No hay nada que justifique este hecho de violencia. Estos hechos son inconcebibles y atentan contra la democracia”, agregó.

Gay consideró que “lo mejor que puede pasar” es que se esclarezca el hecho y que haya “una condena judicial al responsable”.

El intendente también llamó a “bajar el tono político de todas las partes” para evitar este tipo de sucesos, aunque subrayó: “En líneas generales, en Bahía tenemos diálogo continuo con los dirigentes de la oposición y no caemos en discursos que puedan llevar al odio o a acciones como estas”.

Amplio repudio

El atentado al local de La Cámpora fue repudiado por figuras de diversos sectores de la política local, provincial y nacional.

Seguir leyendo...

Entre quienes expresaron su ­desaprobación desde el oficialismo se encuentran el jefe de Gabinete de la Nación, Santiago Cafiero, el ministro de Desarrollo de la Comunidad bona­erense, Andrés “Cuervo” Larroque, y el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde (FdT); desde la oposición, la diputada radical Karina Banfi, el jefe del bloque de Juntos por el Cambio en el Senado bonaerense, Augusto Costa, el diputado provincial Emilio Balbín, del mismo espacio, y el también macrista senador bonaerense Andrés De Leo, oriundo de la zona que comprende a Bahía Blanca, quien pidió “un castigo ejemplar”.

Los diputados y senadores provinciales del FdT emitieron un comunicado conjunto en el que condenan el hecho y advierten que “los discursos del odio se van derramando desde los medios de comunicación más masivos como una bola de nieve, incrementándose la virulencia de una forma que luego ya no puede frenarse”.

“En el Día de la Patria, un día que debería ser de festejo para los que creemos y defendemos la democracia, tenemos que lamentar actos que responden a discursos que ­quieren resolver con odio lo que no han podido resolver con los votos. Ese no es el camino”, argumentaron los legisladores.

Christian “Chipi” Castillo, referente del Frente de Izquierda y de los Trabajadores, dijo que se trató de un “atentado fascista”, y Jorge Ceballos, de Libres del Sur, que “los discursos de odio, que polarizan a la sociedad, son los responsables de estas acciones inadmisibles”.

Noticias Relacionadas